¿Cuántos sueños tienes por noche?

¿Cuántos sueños tienes por noche?

Misticismo y ciencia del sueño

Los sueños son un enigma para la humanidad. Nos siguen fascinando y divirtiendo para que eones de nuestra civilización perduren.

Desde los inicios de las sociedades humanas, el hombre ha estado tratando de descubrir los significados secretos ocultos bajo el velo místico de los sueños, a menudo atribuyéndoles mensajes y presagios divinos de otra dimensión.

Incluso en el mundo moderno, cuando la ciencia sobre la conciencia y la personalidad humanas se ha desarrollado hasta cierto punto, somos capaces de medir y analizar fenómenos abstractos y escurridizos a medida que las personas se acercan a ellos con cierta cautela y superstición.

La explicación científica afirma que los sueños son impulsos cerebrales de un tipo, pero por qué y cuándo ocurren sigue siendo una especie de misterio para la humanidad, en general.

El misticismo y la ciencia de soñar a la humanidad se han sentido intrigados y fascinados por el fenómeno de soñar desde hace mucho tiempo.

Muchos grandes imperios y sociedades históricas tenían una actitud particular de respeto y aprecio por los sueños.

Los sueños son a menudo vistos como proféticos, monitorios y sugerentes.

En muchas de las culturas del mundo los sueños han sido intencionalmente inducidos, para predecir el futuro o analizar los acontecimientos y circunstancias presentes.

Los sacerdotes chamanes, y otros representantes religiosos fueron altamente apreciados por sus supuestos poderes místicos para ver el resultado de algunos eventos a través de los sueños.

A la humanidad siempre le fascinaron las cosas incapaces de explicar lógicamente, por lo que a todos los fenómenos vistos como sobrenaturales o divinos se les atribuyó un significado y poder especiales.

Algunas de las grandes figuras históricas fueron frecuentemente guiadas por consejos y sugerencias que han adquirido de sus adivinos, sacerdotes y oráculos que han obtenido de sus sueños.

Los seres humanos modernos siguen impresionados y encantados por sus sueños.

Ciertamente te has preguntado sobre la verdadera naturaleza de los sueños.
¿Existe alguna explicación satisfactoria para ellos, en términos de ciencia y conocimiento moderno?

Las explicaciones modernas de los sueños ocurren dentro de las teorías, de la psicología popular propuestas por Sigmund Freud y Carl Jung.

Según la explicación freudiana, los sueños son interpretados como partes inconscientes de la mente humana.

Los sueños son imágenes y escenas que ilustran nuestros deseos y necesidades reales que suprimimos en la vida despierta. Lógicamente, toda la tensión acumulada por la supresión constante debe filtrarse en alguna parte.

Según las interpretaciones psicológicas, los sueños son una válvula de escape para nuestra mente.

Algunas otras teorías sugieren que los sueños no son más que impulsos cerebrales que ocurren en nuestra mente durante el sueño, sin significado real.

En otras palabras, estos sueños no son mensajes significativos, que sugieren o proféticos del otro lado de nuestra mente.

Los sueños son imágenes aleatorias que ocurren mientras nuestro cerebro procesa nuestros pensamientos.

Algunos estudios afirman que los sueños son una especie de mecanismo de defensa, que nos enseña a reaccionar ante la presencia de amenazas en la vida real. Se explica por el hecho de que los animales también sueñan,. Está comprobado que los gatos tienen sueños, por ejemplo.

Puesto que los animales no son seres sensibles como seres humanos, no interpretan los sueños para atribuirles sentido; los sueños sirven como un sistema de advertencia y autodefensa para ellos.

El poder de la conciencia hace que los seres humanos intenten instintivamente dar significado a los sueños, en el mismo momento en que nos despertamos.

Ciclo de ensueño Los estudios científicos afirman que todas las personas sueñan, cada noche.

No importa si recuerdas o no lo que has soñado.

Las personas tienden a decir que no sueñan, si no pueden recordar ninguna imagen después de despertarse. Sin embargo, la ciencia tiene diferentes sugerencias, aunque no hay teorías estrictas que den una conclusión sobre la naturaleza y el proceso del sueño.

Los estudios han demostrado que el despertar tiene un impacto en nuestros sueños.

Numerosos experimentos se han realizado, para determinar qué factores y de qué manera afectarían los propios sueños y nuestra capacidad de recordarlos.

 

Comentar